Hace mucho que no escribo en este blog, en parte porque estoy más volcado en el otro que llevo (ver aquí). Pero hoy me animo dado que al escuchar el viernes que se aprobaba la LOMCE (ver aquí) me he dado cuenta, sin meterme políticamente a entender los temas de educación, algo que me parece un mal incentivo, y que sin querer generará problemas. Espero equivocarme. Voy por partes.

Leo en los periódicos de ayer que la Administración General del Estado pagará la educación en colegios privados a quienes quieran y no puedan disfrutar de una educación vehiculada en castellano. Y luego, ese coste lo descontará de las transferencias regionales.

No me meto a justificar la medida desde el punto de vista de derechos, si no como homo economicus que somos. Leo en las estadisticas del INE que habia mas de 100.000 alumnos en centros privados de Cataluña (por coger a esta región donde nací como ejemplo, aunque podía coger cualquier otra con lenguas co-oficiales) en el curso 2010/2011 ( http://www.ine.es/jaxi/tabla.do?path=/t13/p001/e03/a2010-2011/l0/&file=amg30008.px&type=pcaxis&L=0 ). Imagino que muchos se articularán como centros concentrados. Supongamos que el reparto concertado/privado es 97.000 / 3.000.

Pues bien, ¿cuantos de esos 3.000 creéis que van a pagar los costes de la escolarización privada en cuanto entre a aplicarse la LOMCE?

Alguno dirá que a que viene esta mezcla entre LOMCE y ptomoción económica de la escuela privada. Pues si no lo he entendido yo mal, se va a crear un incentivo perverso al aplicarse la ley que hará que mucho de ese alumnado en escuela privada no pague y lo sufrague el Estado por aplicación de la LOMCE. Para explicarlo mejor lo hare sobre un ejemplo.

“Imaginemos que yo llevo a mi hija a un colegio privado cuya lengua vehicular es en castellano sea por la razón que sea. Incluso aunque la razón no se vincule a que el centro usa el castellano como lengua vehicular de la formación. Pues si ahora reclamo que lo hago por eso y la Generalitat (en nuestro ejemplo) catalán no me da alternativa, la matricula la dejaré de pagar yo y me la pagará el Ministerio que ya tratará de echar cuentas después con la Generalitat”.

¿o no creeis que pasará eso? Al final varias familias reclamarán esa educación en castellano solo porque el colegio privado les saldrá gratis.

En fin, que sin juzgar el objetivo, el instrumento creado va a generar un incentivo perverso.

Anuncios